logo

Noticias

Noticias y prensa

History

27 / 02 / 2015

La Voz de Avilés

ArcelorMittal cierra el acuerdo de suministro de chapa para Wikinger

Se daba por hecho desde el pasado 19 de enero, pero ayer se comunicó de forma oficial: ArcelorMittal suministrará las 23.000 toneladas de chapa gruesa que necesiatará la 'join venture' formada por Windar renovables (Grupo Daniel Alonso) y la empresa pública Navantia para afrontar uno de los proyectos que le ha sido adjudicado por Iberdrola, por 90 millones de euros, para su parque eólico del Mar Báltico. Se trata de la construcción de 29 estructuras de anclaje (jackets en el argot del mundo eólico offshore) del futuro parque Wikinger que la multinacional española levantará en las aguas alemanas del Mar Báltico.

El Grupo Daniel Alonso y Navantia-Ferrol se unieron para acudir a este concurso -y a otros ocho más que están pendientes de adjudicación- y de momento afrontarán este primer pedido. En su momento ya se dejó constancia de que el primer candidato para suministrar la chapa gruesa sería ArcelorMittal, aunque quedaba pendiente la cuestión más importante: el precio de la tonelada. Una vez más, la multinacional siderúrgica y el grupo que lidera el empresario avilesino Daniel Alonso se han puesto de acuerdo y será el tren de chapa gruesa de Gijón, el único existente en la Península Ibérica, el que suministrará las 23.000 toneladas de este pedido. Está previsto que el suministro se inice el próximo mes de marzo y se alargue por espacio de un año, hasta marzo de 2016.

De esta forma, la alianza de ArcelorMittal y el Grupo Daniel Alonso sigue fortaleciéndose, tras la apuesta que el segundo hizo por la instalación gijonesa de la multinacional siderúrgica, lo que le llevó a levantar en su día las instalaciones que mantiene abiertas al lado del mismo tren de chapa gruesa, en Somonte.

Pese a que la competencia de la chapa de otros países, fundamentalmente de China y de los antiguos países de influencia soviética compitieron durante mucho tiempo en precios, el grupo avilesino mantuvo su apuesta por Arcelor desde el primer momento y eso ha hecho que las dos compañías mantengan abiertas nuevas posibilidades de colaboración en el futuro. La última prueba la constituye este nuevo pedido, dirigido a un sector en pleno crecimiento, como el el eólico offshore.

ArcelorMittal dispone en sus instalaciones de Gijón del único tren de chapa gruesa español, lo que le da una indudable ventaja en el mercado peninsular, aportando una dilatada experiencia en el suministro de ese tipo de material para los aerogeneradores como los que se van a utilizar ahora en el Mar Báltico.

Según la compañía líder mundial de la siderurgia, «el desarrollo de nuevos aceros y la utilización de nuevas tecnologías de vanguardia aplicadas a la siderurgia» le ha permitido ampliar su oferta de productos siderúrgicos para acceder a nuevos mercados y diversificar su producción. En ese sentido, el suministro de chapa para la construcción de aerogeneradores marinos «supone un paso más en esa dirección», sostiene la empresa, que considera que estos aceros, además de tener unas propiedades mecánicas necesarias para soportar la estructura del aerogenerador, han de ser especialmente resistentes a la corrosión en un entorno muy agresivo.

El Grupo Daniel Alonso (Windar renovables) y Navantia Ferrol se unieron en una 'joint venture' precisamente para poder acudir a concursos de la envergadura del planteado por Iberdrola para su proyecto Wikinger. El primero aporta su experiencia y su 'know how' y el segundo su capacidad financiera.